Gobierno Autónomo Descentralizado Parroquial Rural Valparaiso.

Reseña Histórica

Historia

La actual parroquia Valparaíso pertenecía a la Parroquia Ilapo, cantón Guano y antiguamente era conocido con el nombre de Muelañag (nombre con el que se le conoció por alrededor de 55 años), la misma que logra hacerse comunidad jurídica en el año de 1938. El primer presidente de la Comunidad fue el Señor Camilo Rodríguez. El origen del nombre Muelañag se debe al nombre que lleva una de las quebradas que atraviesa la parroquia. Cabe mencionar que antes de que la comunidad Muelañag sea jurídica, ya existía una escuela que fue fundada con el nombre de “República del Uruguay” en el año de 1929 gracias a las gestiones del señor Mariano Villacrés y en homenaje a una persona de nacionalidad uruguaya que en ese entonces colaboraba por este sector.

El 24 de mayo de 1970, por iniciativa del Dr. Manuel Rodríguez, a través de Asamblea de la Comunidad y cuando se encontraba de presidente del Cabildo el Sr. Gerardo Hidalgo, se decide cambiar el nombre de Muelañag por Valparaíso, debido al potencial del suelo para la siembra de frutales. La propuesta de cambiar de nombre fue aceptada y aprobada por la Asamblea General, iniciativa que en el mismo año fue acogida por el Ministerio de Gobierno (año de 1988).

Hace más de 30 años la jurisdicción que actualmente conforma la Parroquia Valparaíso estaba conformada por cinco haciendas. A partir de las luchas campesinas por el acceso a la tierra y con la intervención del ex Instituto Ecuatoriano de Reformas Agrarias y Colonización (IERAC) se consiguió que dichas haciendas se loticen, y que los campesinos adquieran predios legalmente escriturados e inscritos en el Registro de la propiedad.

El año de 1988 se crea el comité de pre - parroquialización conformado por; el Dr. Manuel Rodríguez presidente y Lcdo. José Guerrero secretario. Se tuvo también la colaboración del Sacerdote Carlos Villacrés (nativo del lugar). Este comité gestionó la Parroquialización porque se contaban con los requisitos exigidos por la ley.